domingo, 14 de noviembre de 2010

¿"Sólo" o "solo"?


El año pasado la lengua española fue noticia por los cambios que los académicos de la Real Academia de la Lengua Española instauraron en lo que respecta a la ortografía. Uno de esos cambios fue el de la acentuación de solo cuando es adverbio, puesto que su acentuación anteriormente era opcional, es decir, tanto sólo como solo eran correctas cuando podían sustituirse por solamente. ¿Qué es lo correcto ahora? No acentuarlo nunca. Veamos la norma anterior y a qué se debía:

  1. Solo, tanto siendo adjetivo ("un café solo y sin azucar") como siendo adverbio ("ponme solo un café"), es una palabra llana, por lo que no debe acentuarse, ya que acaba en vocal.
  2. Ahora bien, antes, cuando exista un riesgo de confusión entre el valor adjetivo y el adverbial, debía acentuarse siempre que sea adverbio. Es decir, teníamos que poner el acento cuando funcionaba adverbialmente en ejemplos ambiguos como:
  • "Resolví solo (sin ayuda, en femenino sería sola) dos problemas" / "Resolví sólo (solamente, únicamente) dos problemas".
  • "Pedro duerme solo (sin compañía) / sólo (solamente) en su casa".
Sin embargo, y tras la última reforma ortográfica, solo nunca se acentua, porque se considera que el contexto resuelve las dudas posibles. La RAE, no obstante, reconoce que la norma aún no ha cuajado en el uso habitual de los medios (libros, revistas, escritos...) por lo que, de usarse con acento, solamente es aceptable cuando haya un problema de ambigüedad. Nunca por el único motivo de ser adverbio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario